Tatiana Santo Domingo también es empresaria

Tatiana Santo Domingo también es empresaria

La historia de éxito de la eterna novia y actual esposa de su díscolo y atractivo primogénito, Andrea Casiragh

“Es rica, es guapa y es educada” fue la célebre frase de aprobación que le atribuyen a Carolina de Mónaco sobre Tatiana Santo Domingo (Nueva York, 1983), eterna novia y actual esposa de su díscolo y atractivo primogénito, Andrea Casiraghi. También es empresaria. Y de éxito.

A finales de 2009 y junto a su amiga Dana Alikhani crearon Muzungu Sisters, una firma de moda sostenible online que durante todo el año las lleva alrededor del mundo en busca de insólitas y bellas piezas para su fascinante catálogo viajero. Exóticos caftanes de sayón de la India, livianos sarongs de Bali y coloridas bolsas wayuu colombianas. O de sisal africano. Collares étnicos y auténticas joyas, como su chamarra marroquí Leila, de terciopelo negro y bordados en seda de plata.Tampoco olvido los fantásticos gauchos blancos que Jessa se bajaba literalmente en una de las muchas escenas eróticas de Girls. Todas las piezas son confeccionadas por artesanos o cooperativas locales a muy pequeña escala.

Era el sueño de Dana y Tatiana, ofrecer al mundo productos exclusivos hechos a mano que mostrarán la riqueza de la artesanía, del viajar —de hecho antiguamente, en suajili, muzungu quería decir viajero o vagabundo—, y especialmente de compartir su forma de entender la vida.

“No hay nada de fashion en todo esto, ni pretendemos ser diseñadoras. Muzungu Sisters consiste en viajar, conocer a los artesanos, encontrar cosas inusuales…” afirmaba Tatiana a una importante revista, en una de sus muy contadas entrevistas.

Precisamente gracias a esta filosofía de negocio Muzungu Sister recibió, en 2014, el premio de Moda para el desarrollo otorgado por la ONG Women Together, al llevar la fabricación artesana a la vanguardia del comercio internacional.

Sin embargo parte del éxito y de la repercusión de la firma se debe principalmente a ella; la gran y sencilla Tatiana. Heredera del imperio industrial de los Santo Domingo, ícono mundial de moda, musa de Valentino y Giambattista Valli e íntima del grupo de amigos más selecto del panorama internacional, con Margherita Missoni y Eugénie Niarchos entre ellos.

Su estilo seminómada entre bohemio y sofisticado, entre lujoso y multicultural y repleto de piezas étnicas y vintage ha cautivado al mundo. Tiene esa clase de elegancia universal que hace que quieras mirar todo lo que lleva puesto, porque hasta la más pequeña cosa parece particular, de otro lugar o con secreto. Y de eso trata su marca, de compartir sus objetos secretos. A melena suelta y labios rojos. Es rica, es guapa y es educada.

También es fabulosa.

TAMBIÉN TE VA A GUSTAR
¿Qué les pasó a John F. Kennedy Jr. y Carolyn Bessette en el accidente aéreo?
La madre de Salma Hayek, Diana Jiménez Medina, cumplió 80 años.
El lookazo premamá de Margot Robbie en Wimbledon.