“No me veo haciendo otra cosa”, Fabiola Guajardo nos comparte sus reflexiones sobre su trabajo como actriz

Hablamos con Fabiola Guajardo sobre actuación, carrera y sus personajes icónicos en pantalla.

Foto: Martha Alvarez. Maquillaje / Peinado: Carlos Morales. Stylist: Danilo Salazar

Foto: Martha Alvarez. Maquillaje / Peinado: Carlos Morales. Stylist: Danilo Salazar

Fabiola ha jugado con papeles estelares tanto en pantalla chica como en pantalla grande, donde a la par se abrió camino en teatro y hoy día la vemos involucrada en el mundo de la moda y el lujo. Seguro la recuerdas por su carrera en cine siendo parte esencial de largometrajes como ‘108 Costuras’, la comedia ‘Que Culpa Tiene el Niño’ al lado de Karla Souza, ‘El Amarre’ y en 2022 su participación como Tanya en ‘Bardo, falsa crónica de unas cuantas verdades’, largometraje de Alejandro González Iñárritu el cual la llevó a recorrer el mundo en diversos festivales como ‘Venecia’, ‘AFI Film Festival’ y el ‘Festival de cine de Morelia’.

En 2024 Fabiola presentará 3 proyectos donde funge como parte del elenco estelar, ‘Polen’ serie para la plataforma VIX, ‘Ligeramente Diva’ para Sony y ‘La Historia de Juana’ donde interpreta a Camila Montes, personaje antagonista de la historia, que va para la pantalla de Televisa a partir del 3 de junio. Esto y más es lo que Fabiola Guajardo nos compartió sobre las reflexiones en torno a su carrera.

"No me veo haciendo otra cosa", Fabiola Guajardo nos comparte sus reflexiones sobre su trabajo como actriz

Foto: Martha Alvarez. Maquillaje / Peinado: Carlos Morales. Stylist: Danilo Salazar

¿Cómo fue tu primer acercamiento en el mundo del cine?

Fue Qué Culpa Tiene el Niño; me hablaron para un casting y tras muchos callbacks finalmente me quedé. Fue muy emocionante porque la película fue un boom —en ese momento fue el tercer lugar a nivel México de películas más vistas. La veo ahora como una película que realmente me hizo enamorarme del cine y decir ‘me quiero dedicar a esto’. El elenco fue muy lindo, la producción hermosa… fue donde conocí ya en forma el cine y supe que siempre lo quería hacer.

Y tu primer acercamiento formal a la actuación, ¿la recuerdas y qué sentías en esos momentos?

Recuerdo que simple y sencillamente yo quería ser actriz. Me pasó algo muy chistoso, porque cuando estaba chiquita vi Castillos de Hielo, y me atrapó muchísimo el patinaje sobre hielo y la actuación. En algún momento se convirtió en mi película favorita porque la veía todo el tiempo (yo patiné mucho sobre hielo), y dije ‘algún día quiero hacer estas dos cosas’. Primero hice patinaje y después me vine a México al terminar la carrera —porque esa fue condición de mis papás, terminar la carrera para irme de Monterrey a la ciudad—. Todo sucedió poco a poco, y hasta que acabé la profesión me dediqué a estudiar actuación ahora en CDMX.

Y ya pasados los años, ¿cómo describirías ahora tu acercamiento y comportamiento en la actuación?

Siento que siempre he tomado lo que hago con mucha pasión, amor y responsabilidad. Pero en el momento en que vas creciendo vas adquiriendo personajes con más peso, vas a producciones mucho más grandes. Nunca me he tomado a juego mi carrera, a pesar de que en inglés es play (jugar), me encanta hacerlo pero me lo tomo a manera seria. Mi mamá siempre me dijo, ‘si vas a hacer algo, hazlo bien’. Mientras más peso vas teniendo y más oportunidades surgen, te lo tomas con más seriedad y responsabilidad. Porque es lo que quiero hacer y a lo que me quiero dedicar, y no me veo haciendo otra cosa, me fascina y me encanta a pesar de que es un sube y baja de emociones y trabajo.

¿Cuáles han sido las lecciones más valiosas que la gente te ha dado sobre estar involucrada en el cine?

Que nunca pierda la esencia de ser yo misma. Recuerdo que cuando llegué a Ciudad de México me pasó que la gente quería hacer un molde de mí, incluso me llegó a pasar el ‘tienes que cambiar esto de ti’ —eso me lo dijo un maestro. Y recuerdo ir con el director de la escuela, a mis 22 años, y le dije ‘no se me hace padre que quieran cambiar a las personas y hacer un molde de lo mismo, cuando yo me siento a gusto conmigo misma y cuando no quiero cambiar absolutamente nada de mi’. No permití que nadie cambiara ciertas cosas mías. No tengo por qué complacer a nadie, más que a mí misma.

Siento que siempre he tomado lo que hago con mucha pasión, amor y responsabilidad. Pero en el momento en que vas creciendo vas adquiriendo personajes con más peso, vas a producciones mucho más grandes. Nunca me he tomado a juego mi carrera.
Fabiola Guajardo
"No me veo haciendo otra cosa", Fabiola Guajardo nos comparte sus reflexiones sobre su trabajo como actriz

Foto: Martha Alvarez. Maquillaje / Peinado: Carlos Morales. Stylist: Danilo Salazar

¿Cómo manejas la relación entre vida privada y vida de estrella?

Soy muy celosa con mi vida privada, pero desde muy chiquita —mi mamá me dice que desde pequeña era así, misteriosa—. Me dan mucha risa las cosas que salen mías y la gente cree o especula; todo lo contrario. Y siento que también me han tratado de picotear, pero por eso he aprendido también a tomar la cosas de quien vengan.

Cómo describes las experiencias y tus personajes de: Bardo, 108 costuras y Qué culpa tiene el niño.

Daniela en Qué culpa tiene el niño fue mi primer acercamiento en el cine, fue literal el amor a hacerlo. Fue la amiga incondicional que sabe escuchar a sus amigas y que dice las cosas sin filtro (un poco como yo). También muy divertida, amiga fiel que se entrega a sus amigas.

En 108 Costuras mi personaje es Karen, y es la hija de el dueño del equipo de béisbol donde a ella le decían que no podía ser mucho en la vida porque con ser la hija del dueño bastaba. Pero luchó contra eso y se rompió ese estigma; un personaje hermoso que llegó a mi vida también de una manera muy linda.

Y Bardo, qué te puedo decir. Implicó un misterio impresionante ese proyecto porque primero me llegó el casting pero no quería audicionar, pues en ese punto de mi vida estaba cansada de puras audiciones y de no quedar. Nunca me dijeron para qué era; era pandemia, nadie me podía grabar, y hablé con mi mejor amiga y me ayudó a grabarme (cuando todos estábamos encerrados y nadie se quería ver con nadie). Lo hice y me di cuenta que quedé con el personaje, y me dijeron que tenía casting con Alejandro [Iñárritu]. Para mí tener el callback con él era suficiente, era wow.

Cuando me quedé con el personaje después de semanas de incertidumbre, lloré de emoción. Fueron 8 meses yendo y viniendo de Los Ángeles, porque me cambiaron la cara con proféticos, ¡fui otra persona literalmente! No dábamos con lo que quería Alejandro hasta que se logró, y el proceso de filmación fue increíble, grabé por una semana entera. De los proyectos más fantásticos también por todo lo que conllevó; fui a Venecia a presentarla y el screening fue fabuloso, después otros festivales como Los Ángeles y Morelia. Fueron momentos preciados de mi carrera por los que seguiré luchando para seguir teniendo. Mi personaje, Tania Cristel, es una mujer decidida, con carácter y el crush de todo hombre (palabra de Alejandro).

Te has involucrado en el mundo de la moda y el lujo, ¿qué es lo que más te gusta explorar?

Me encanta jugar y arriesgar. Antes era una persona muy safe, pero cuando abres los ojos y conoces más, hasta presenciar la Semana de la Moda, es impresionante cómo la gente lo goza. Es un arte. Yo en sí no me considero tan buena en la moda —sí necesito que alguien de mi equipo me diga cómo se ven ciertas cosas—, pero hay gente que nace con el talento de hacerlo sola y ¡wow! Una de mis películas favoritas es El diablo viste a la moda, y mi escena favorito es cuando el personaje de Meryl Streep se pone a comparar un cinturón, y el personaje de Anne Hathaway le dice ‘es que es lo mismo’, y la otra se le queda viendo así de… ¡no! Y me ha pasado que me dicen ‘es que es lo mismo’, y bueno, ¡es porque te apasiona!

Define tu estilo, ¿quién es Fabi Guajardo según su clóset?

Bastante bipolar, demasiado. Amo los jeans y los tenis —bendita la hora en que Kendall Jenner y Gigi Hadid aceptaron ir al antro en tenis—. Me fascina un buen tacón, pero los sneakers son lo mío, con una buena bolsa. Soy bipolar porque un día me gusta arriesgar y al otro algo más clásico; me gusta experimentar con mi styling y mi equipo de trabajo. Últimamente me he ido por lo classy —mientras creces te adaptas a otras cosas—, pero no estoy casada con un solo estilo.

Me encanta jugar y arriesgar. Antes era una persona muy safe, pero cuando abres los ojos y conoces más, hasta presenciar la Semana de la Moda, es impresionante cómo la gente lo goza.
fabiola guajardo
"No me veo haciendo otra cosa", Fabiola Guajardo nos comparte sus reflexiones sobre su trabajo como actriz

Foto: Martha Alvarez. Maquillaje / Peinado: Carlos Morales. Stylist: Danilo Salazar

TAMBIÉN TE VA A GUSTAR
El hermano de la princesa Diana, Charles Spencer, se divorcia por tercera vez.
El lookazo de embarazada de la princesa Rajwa de Jordania.
Olivia Henson se ha casado con el duque de Westminster y lució una joya histórica.
Las joyas de Isabel II que se fueron con ella a la tumba.