Los Duques de Cambridge lanzan un comunicado contra los paparazzi

Los Duques de Cambridge lanzan un comunicado contra los paparazzi

Kate Middleton y el Príncipe William demandan privacidad

Lamentablemente los paparazzi a veces no son conscientes de las medidas que toman solo para obtener ‘la nota’. Algunos de ellos han llegado a un extremo inadmisible, esta vez han llegado al límite de la Casa Real Británica. Las acciones y actitudes que han tomado para poder conseguir una fotografía del Príncipe George, primogénito de Cambridge, nieto del heredero al trono y bisnieto de la Reina Isabel I, han traído consecuencias. Este viernes, el palacio de Kensington lanzó un comunicado en el que se plantea la seguridad y la ética.

El comunicado especifica una de las peculiares maniobras por parte de los reporteros:

“Un fotógrafo alquiló un coche y aparcó en un sitio discreto frente a un área de juegos para niños. Ya de por sí protegido por las ventanas oscurecidas, fue más allá y colgó sábanas dentro del vehículo para crear un escondite con comida y bebida para estar todo un día de vigilancia, con la esperanza de captar imágenes del príncipe George”.

Debido a ciertas acciones como la anterior es por la que el Príncipe William y Kate Middleton, padres del pequeño George, manifiestan su postura en el comunicado:

“El duque y la duquesa están felices de que los responsables de los medios de comunicación compartan su idea de que cada niño -sin importar el rol público que tengan en el futuro-, merece una infancia sana, feliz y privada. Es muy desagradable que tales prácticas hayan sido desarrolladas para beneficiarse de la imagen de un niño de dos años”.

Por otro lado, en la cuenta oficial de Twitter los duques escribieron que seguirán compartiendo fotos de su hijo y les agradecen el apoyo que han recibido.

TAMBIÉN TE VA A GUSTAR
La razón por la que Rihanna se negó a usar ropa de maternidad.
Así ha cambiado la hija menor de Naomi Watts, Kai (antes llamada Samuel)
Emme Muñiz y Seraphina Affleck son apoyadas por sus papás.
Lo que la reina Letizia, la reina Máxima y Amalia de Holanda usaron en su encuentro.