Cómo contribuir al turismo responsable en todos tus viajes

¿Es posible viajar de manera más sostenible? Hablamos con la experta.

viajera responsable viajes turismo ciudad

unsplash

Cuestionarnos si es posible conciliar los objetivos de viajar y disfrutar del mundo con la idea de preservar el medio ambiente y reducir el impacto negativo en los destinos turísticos no es un tema nuevo, pero lo estamos viendo tener mayor impacto a través del mundo digital. Ser un viajero responsable (o sostenible) debe ser más un trabajo en equipo que la responsabilidad de un solo individuo, “el problema con los viajes es que es una industria que no estaba hecha para la cantidad de viajeros que tenemos hoy”, nos comenta Ro Vázquez Landeta, emprendedora y creadora de Eat Like a Local (tours gastronómicos) y de Another Way Travel (agencia de viajes). Si estás listo para hacer un cambio en tu forma de viajar, “lo primero es sentarte y pensar, oye, ¿esto que estoy haciendo es bueno para el país que visito?”.

¿Qué es turismo sustentable y cuál es su importancia?

Ro: Cuando hablamos de turismo sustentable normalmente pensamos que es algo ecológico —o como Greta Thunberg que viaja en un velero y entonces así no genera emisiones—. Yo pienso que es un turismo más accesible para la mayoría de los mortales que no tenemos ni el tiempo, ni el dinero, ni a lo mejor el conocimiento para hacer un turismo sustentable como uno los pone en las redes.

“Es básicamente viajar de una forma en que se dañe lo menos posible a la comunidad visitada, en todos los aspectos, desde la parte cultural, de comunidad, economía... no gentrificar, generar ingresos, distribuir equitativamente el dinero, contratar empresas que sean justas, que tengan sueldos buenos, que promuevan la equidad de género”.

Además de ser responsables con la ecología, también serlo con la comunidad y con la economía del país que se visite.

¿Cuáles serían los pilares del turista responsable?

Ro: Lo primero que yo les digo para poder ser un turista responsable es sentarte y pensar. El problema con los viajes es que es una industria que no estaba hecha para la cantidad de viajeros que tenemos hoy. Hubo un boom en los viajes que no se esperaban, y ahora es carísimo y tenemos muchísimas páginas para reservar. ¿Cómo afecta esto que estoy haciendo al país que visito?

Y la segunda forma es investigar o leer, o tratar de entender de qué se trata este turismo (o sea, ¿cuáles son los daños del turismo?). Yo le digo a la gente que a veces, por la emoción de la foto y del viaje, se nos olvida que pues en ese país está viviendo una comunidad. Ponte en el lugar de las personas y siéntate a pensar cómo te sentirías tú si alguien llega a tu país y hace eso.

La empatía es importante. Y cuando empiezas a ser empático, empiezas a cambiar todo, toda tu forma de viajar.

“El turismo responsable va por niveles. Cualquier movimiento de la aguja que hagas, aunque sea mínimo, es es valioso. Porque si somos un millón de personas viajando y un millón de personas movemos la aguja, ya se hizo un cambio grande”.

Hospedaje responsable

Ro: Lo ideal sería quedarse en un hotel; que sea chiquito y que sea de una persona que es del país para que el dinero se quede en ese país

Y, ¿por qué en hotel? Porque los hoteles tienen empleados: generan dinero para toda la comunidad, tienen proveedores que les llevan comida, a la mucama, al conserje, al recepcionista... Todas esas personas están generando dinero de que tú vengas, ¿no? Hay un impuesto especial para los hoteles que se paga y que regresa a la ciudad.

Y si dices, ‘pues esos hoteles chiquitos son muy caros’, entonces el segundo ideal es quedarse en un hotel de cadena —no es lo mejor porque el dinero se va a ir internacionalmente, pero están generando dinero y están teniendo empleos y proveedores mexicanos, y les pagan.

Si no puedes hacer nada de eso, pues ya te queda el Airbnb, pero a mí se me hace súper tóxico porque le quitas la casa a las personas, ya no pueden vivir en donde vivían y se vuelve muy caro. ¿Cómo usar Airbnb sin que sea tan dañino? Lo mejor sería si encuentras a alguien que renta cuartos en su casa (de hecho para eso se hizo Airbnb). Así le estarías ayudando a esa persona a poder seguir viviendo en su misma colonia, porque él tiene su depa y te renta un cuarto.

“Te digo, hay capas, y todo eso se genera justo con la empatía, poniéndote a pensar, ¿qué impacto generan mis acciones en este país y cómo puedo hacer el impacto el menor posible dentro de mis posibilidades?”.

Comida responsable

Ro: Lo ideal sería comer comida local. Literalmente caminar, encontrar un restaurante y meterte. A lo mejor te va a tocar comida fea o a lo mejor te va a tocar comida rica y estás descubriendo algo. Oye, pero es que a mí me da miedo eso porque no sé si va a estar buena la comida. A lo mejor descubres que te gusta y esa es tu ventana para explorar las colonias y comer en cualquier lugar. Es ir ejercitando poco a poco nuestro sentido de aventura y también nuestro sentido de ser más empáticos y responsables.

Utiliza un operador turístico responsable

Ro: Tienes que ir filtrando, poco a poco agudizando tu radar para lo que sí es sustentable y lo que no es sustentable. Yo me certificé en turismo sustentable en el Global Sustainable Tourism Council —en la página GSTC vienen todas las agencias que ya están certificadas por ellos como turismo responsable—.

¡Ojo! Aquí hay otro tema. Certificarte en sustentabilidad o responsabilidad es muy caro, y muchas veces las agencias que tienen el dinero para pagarlo, pues son las grandotas, y a veces tampoco son tan sustentables. Entonces yo lo que recomiendo es checar las prácticas de la empresa; es decir: a veces no estoy certificada como empresa pero estoy certificada como persona (porque certificar a mi empresa era algo demasiado caro). Y en este caso, por ejemplo, como sólo contrato mujeres, no estoy considerada bajo toda esta sustentabilidad porque debería tener hombres.

Hay ese tipo de cositas que podrían hacer que no tengas una certificación, pero si te metes y ves que pagan lo justo, trabajan con comunidades, promueven el intercambio cultural, ah, eso entra dentro de lo que es responsable y puedes contratarlos aunque no tengan la certificación de somos responsables o sustentables.

“Tenemos que entender que como toda industria, la certificación es un negocio, y solamente quien tenga el dinero para pagar esa certificación va a tener el ‘check’”.

Para mí, prefiero a alguien que use plásticos, pero que trate bien a su gente y le pague buenos sueldos; habrá personas súper ecológicas que prefieran que nunca usen plásticos pero quizá no pagan sueldos justos. Entonces también va a depender de tu radar, de qué consideras que es más importante. Y justo es un tema que me parece como importantísimo, porque a veces te dan ‘lineamientos’ de cómo debes actuar, cómo debes viajar, pero debes empezar a ver qué te parece importante apoyar. Tú como humano, qué consideras que es mejor.

Contribuye en donde puedas

Ro: Por ejemplo, mis viajes con Another Way Travel son viajes en grupo para la gente que odia los viajes en grupo. Yo lo que hago en todos mis negocios es ir y experimentar y quitar todo lo que es horrible de esa industria y hacerlo a mi manera. Son experiencias que únicas que no vas a poder conseguir por ti mismo cuando viajas —desde talleres hasta pláticas con personas que son del país y te van a contar la historia de su familia—; esas cosas que generan conexión se me hace lo más importante cuando viajo.

“Cuando he viajado, lo que más me recuerdo es a las personas que conocí y cómo me cambiaron la perspectiva de su país”.

No estamos viajando como turistas, estamos viajando como invitados. Cuando eres invitado a un país, llevas regalos para tus anfitriones. Sabes quiénes son, sabes sus nombres. Y lo mismo pasa acá. Yo te digo el nombre de cada persona que te va a dar un tour, cada persona con la que vas a convivir, y te digo qué les gusta y les llevas un regalo. Entonces cuando llegamos, literalmente llevamos regalos desde México y las reacciones de Turquía [el destino de la agencia de Ro] son increíbles, porque te reciben con un amor que normalmente no recibes cuando tú eres un turista.

Cuando eres un turista eres una transacción más. Ya llegó, ya se fue, ya llegó, ya se fue. Y acá nos están esperando, saben que llevamos regalos, saben quiénes somos. Se vuelve algo no puramente de negocio, sino una transacción muy emocional. Para mí eso es viajar.

Creo que nosotros podemos cambiar el mundo a través de los viajes. Porque si viajamos de esta manera, como la estoy tratando de promover, cuando ya conoces a una persona de ese país, si pasa algo en ese país, te va a importar. Si te importa, vas a generar, vas a tratar de donar, vas a tratar de hacer algo, vas a protestar, y solo si nos importan las otras personas vamos a poder cambiar el mundo. De lo contrario seguimos tan desconectados como estamos ahora, enfocándonos solo en lo que nosotros queremos y en nuestras necesidades.

Y creo que esa es básicamente la misión de Another Way, crear un mundo conectado, no solamente porque fuiste al lugar, sino porque te enamoraste de su gente. Y entonces, pues vamos a poder ser mejores.

Viajar es un músculo, y se tiene que ir ejercitando. Poco a poco, no hagan viajes para impresionar a nadie, hagan viajes para ustedes. Al final, viajar es algo muy personal y muy íntimo, ¿no? Y todo el mundo tiene razones o motivos para ir a un lugar específico.

Sigue a Ro Vázquez en @rovazquezl, @anotherway.travel y @eatlikealocalmx.

TAMBIÉN TE VA A GUSTAR
Otras marcas de alta costura también tienen boutiques de lujo en este complejo comercial
El HONOR Magic6 Pro sigue la línea de los flagships de la emblemática marca de tecnología global.
Si estás buscando el regalo ideal para mamá, esta increíble cafetera debe ser prioridad…
Lo mejor de relojería que se vivió en Wonders and Watches 2024.