El tema de la Met Gala 2018 no es el que esperabas

 
 

Las anfitrionas serán Rihanna y Amal Clooney.

Por: Erica Gonzales

 

La Met Gala del próximo año será un evento religioso, literalmente. La exhibición del Costume Institute del Museo Metropolitano de Arte para el próximo año se titula: "Heavenly Bodies: Fashion and the Catholic Imagination" (Cuerpos Celestiales: La moda y la Imaginación Católica).

La colección, que se inaugurará en 2018, mostrará 50 prendas y accesorios prestados por el Vaticano, y arte religioso de la propia colección del Met y 150 piezas de diseñador "inspiradas por iconografía católica o estilo", reporta The New York Times".

Las marcas que estarán incluídas son Versace (patrocinadora de la exhibición) y Dolce & Gabbana, quienha incluído simbolos religiosos en sus diseños, además de Chanel con un vestido de boda inspirado en un traje de comunión y vestidos de Valentino inspirados en batas religiosas.

Rihanna y Amal Clooney son dos de las anfitrionas honorarias de la Met Gala del próximo año. Aunque no son conocidas por tener un estilo religioso ambas son consideradas íconos de estilo.

Donatella Versace, Anna Wintour y Stephen A. Schwarzman y su esposa, que son donadores de la Arquidiócesis Católica de Nueva York también son anfitriones honorarios. "Heavenly Bodies" sucede a la exhibición "Rei Kawakubo/Comme des Garçons: Art of the In-Between" de 2017, "Manus x Machina: Fashion in an Age of Technology" de 2016, y "China: Through the Looking Glass" de 2015. Se espera que la exhibición del próximo año sea la más grande hasta ahora abarcando tres galerías incluyendo Cloisters en Manhattan.

El tema también será provocativo. "Sabemos que podría ser controvertida para los católicos de derecha", dijo el curador Andrew Bolton para NYT. Sin embargo, aclaró que la exposición se enfoca "en la hipótesis compartida de lo que llamamos la imaginación católica y la manera en la que ha inspirado artistas y diseñadores y su enfoque en la creatividad, en lugar de ser sólo una teología o sociología. La belleza a menudo ha sido un puente entre los ceryentes y los no creyentes". 

Bolton incluso recibió aprobación del Vaticano (aunque no sabe si el Papa Francisco está al tanto de la exhibición). El director de prensa del Vaticano le dijo a NYT que "La Iglesia Católica Romana ha producido y promocionado obras de arte durante siglos. La mayoría de las personas han experimentado eso a través de pinturas y arquitectura. Esta es otra manera de compartir un poco de esa belleza que no se puede ver tan seguido".

Bolton empezó a analizar el préstamo del Vaticano desde 2015 y tuvo que hacer ocho viajes a Roma para poder darle vida al evento. Al final, las piezas del Vaticano serán exhibidas separadas del resto de la exposición en el Met por respeto, ya uqe son "piezas de trabajo". La última vez que las prendas del Papa viajaron al otro lado del Atlántico fue en 1983 para la exhibición "Colecciones del Vaticano" que se presentó en el museo y que tuvo más de 855 mil visitantes.

 

Comenta esta nota