Esto es lo que no te contará Netflix sobre la mujer que se hizo millonaria vendiendo ropa usada

Publicado el día 21 de Abril del 2017, Por Harper's Bazaar en Español

La serie inspirada en las memorias de la fundadora de Nasty Gal, Sophia Amoruso, se centrará en el ascenso de la precaria que se convirtió en la jefa de la moda

Aqui va un banner...
Recientemente, Sophia Amoruso reveló en uno de los vídeos promocionales de la serie inspirada en su vida que una Girlboss “es una empresaria fuerte, inteligente, que está cómoda en su propia piel y que ya encontró su pasión”. 

Hoy se estrena la esperada serie de Netflix que ficciona su vida, inspirada en el libro que publicó hace unos años bajo el mismo título. Producida por Charlize Theron, Girlboss retrata el ascenso millonario y el camino hacia el éxito de una “nini” estadounidense que se caracterizaba por ser mala estudiante, rebelde e incapaz de permanecer mucho tiempo en un trabajo pero que en poco tiempo, encontró la manera de crear un imperio de moda explotando su mejor habilidad: (re)vender ropa usada. 

Al inicio de su carrera Amorouso convertía las ofertas de las tiendas de segunda mano en preciados objetos del deseo que eran subastadas en Ebay. Poco después, fundó su tienda online en 2006 llamada Nasty Gal. Sophia llegó a facturar más de 100 mil dólares y a tener más de 300 empleados en 2014. Ese mismo año, Amorouso fue nombrada por Forbes como persona aspirante a la lista de las 400 personas con mayor fortuna de Estados Unidos, con un patrimonio cercano a los 300 millones de dólares.

Lo que no contará esta serie es todo lo que vino después de este éxito. Un año después de que Sophia dejó de ser la CEO de su imperio y de que Sheree Waterson fuera nombrada presidenta de la compañía, Nasty Gal pasó por un concurso de acreedores y varias demandas de sus trabajadores.

¡Te dejamos el tráiler completo!